Las 10 Razas de Perros Chinos

En la actualidad, no existe ningún país en el mundo que no se encuentre impregnado de los productos y de las gentes de China. Esta “avalancha” ha traído consigo su propia cultura, creencias y como no, a sus perros chinos que en muchas ocasiones se entremezclan en la cultura occidental como si fuesen razas autóctonas.

Como bien sabemos, la cultura china es muy diferente a la occidental y le rodea un cierto aire de misticismo que directa o indirectamente impregna el carácter de las razas de perros de aquel país. Es por ello, que las razas de perros chinos generalmente tienen un carácter muy diferente al de los países occidentales. Miles de años de evolución han conseguido que la personalidad del perro chino sea muy semejante al carácter de sus dueños, adquiriendo de esta forma una identidad muy peculiar.

La gran mayoría de las razas de perros chinos tienen miles de años de antigüedad, pero por desgracia, la destrucción de toda la documentación histórica de china por parte del emperador Qin Shi Huang en el año 255 a. C provocó que en muchos casos no se pueda documentar la antigüedad y procedencia exacta de estas razas. Otro gran contratiempo que agrava aún más la historia de los perros chinos es el establecimiento de la república popular de china en el año 1949 que intento eliminar todas las razas de perros chinos porque entendían que eran herencia del capitalismo.

Por fortuna, el exterminio de los perros en China no obtuvo el éxito buscado gracias a los amantes de estas razas que los protegieron y escondieron hasta que en los años 60 se pudo suprimir la ley que autorizaba el sacrificio de los perros chinos. Hoy en día, si no fuese por el amor que estas personas sentían hacia sus perros, no podríamos confeccionar la siguiente lista.

Las 10 razas de perros chinos son;

1. Lhasa Apso

El Lhasa Apso es una raza de perro bastante antigua. La primera constancia que se tiene es en el año 800 a.C. en la zona del Tíbet, aunque su existencia se mantuvo en secreto hasta el año 1920. En la antigüedad el Lhasa Apso era considerado un perro de la buena suerte y solo residía en los templos budistas bajo el amparo de los propios monjes.

Era tal la condición que esta raza mantenía en aquello tiempos que se ofrecía como un regalo especial a los altos mandatarios que visitaban los templos. Su aspecto es inconfundible, aunque es cierto que en ocasiones pueda ser confundido con el Shih Tzu que más abajo veremos. Su pequeño tamaño, su espeso pelaje y la forma de moverse le proporcionan una imagen de grandeza que no dejará a nadie indiferente a su paso.

En la antigüedad, mientras permanecía en los templos, los budistas utilizaban esta raza para que fuesen los guardianes. Ese instinto de protección, hace que en la actualidad aún tengan cierta desconfianza a los extraños y en algunas ocasiones se muestre bastante independiente. Si deseas conocer más información sobre esta raza pincha aquí.

perros chinos

2. Shih Tzu

Como hemos mencionado anteriormente con el Lhasa Apso, el Shih Tzu se podría decir que es su hermano gemelo. Ambas razas provienen del Tíbet y se les denominaban “perro león” ya que en el budismo la imagen de león es muy venerada por su gran simbología. Llego a tal la admiración la imagen del león en los templos budistas que el nombre de Shih Tzu en chino significa Perro león.

Esta raza estuvo a punto de extinguirse en el año 1927 cuando estalló la guerra de la revolución comunista. Gracias a los amantes de esta raza, se pudieron enviar varios ejemplares a Inglaterra para que pudieran salvar. Su aspecto pequeño y frágil esconde debajo de ese pelaje una constitución robusta y fuerte. Su carácter nos dejará sin palabras, pocos perros pequeños tienen una personalidad tan cariñosa y dócil como el Shih Tzu.

Es una raza perfecta para las familias con hijos ya que su paciencia y tolerancia le hace tener siempre un buen carácter. Debido a la fuerte dependencia emocional que tiene hacia su dueño, no aceptan de buen grado la soledad, pudiendo mostrar actitudes no deseables si se les deja durante mucho tiempo solos. En este enlace podrás encontrar más información del Shih Tzu.

perros chinos

3. Pekinés

El pekinés es otra de las razas que tienen una unión especial con el Lhasa Apso y el Shih Tzu. Sus orígenes son muy antiguos, encontrándose los primeros indicios de la raza en unos grabados coreanos de hace más de 4.000 años. Su nombre proviene de su ciudad natal en China que es Pekín, conocida hoy en día como Beijing.

Era también considerado como un perro sagrado e incluso se promulgaron leyes que castigaban con la pena muerte aquel que robase o matase algún ejemplar. Esa férrea protección hacia su perro sagrado hizo que el pequinés en Europa no fuese conocido hasta el año 1860. Su constitución es rectangular, siendo más alargado que alto.

El carácter del Pekinés es arrogante y valiente. Aunque el tamaño no le acompaña, son perfectos como perros guardianes ya que no se amedrentan contra nada ni nadie. Al igual que la gran mayoría de los perros chinos, esta raza suele mostrarse indiferente hacia los extraños pero no así con su familia. Si deseas conocer más información de esta raza, te aconsejamos que visites el perro pekinés.

perros chinos

4. Carlino

El carlino o también llamado Pug, se remonta a la época de Confucio (700 a.C) aunque en la antigüedad eran más conocidos como Chiang-sze. Se desconocen los ancestros de esta raza, aunque hay quien afirma que pudieran ser descendientes de un pekinés de pelo corto. Durante la dinastía de Ling To (168-190 d.C) los carlinos llegaron a ser muy venerados, incluso obtuvieron la misma condición que las esposas del emperador.

El nombre de Pug procede del inglés antiguo, donde la palabra Pugg se utilizaba para referirse cariñosamente a un amigo. La constitución de su cuerpo es más bien cuadrada del que cabe destacar una cabeza desmesurada en comparación a su cuerpo.

Es una raza que pareciese haber sido concebida para complacer a sus dueños. Su marcado instinto por intentar agradar a su dueño hace que en bastantes ocasiones prefiera permanecer más con la familia que con sus propios congéneres. Al igual que la gran mayoría de perros chinos, son un poco testarudos por lo que tienden a desobedecer algunas ordenes. No obstante, este pequeño inconveniente se puede corregir fácilmente si desde cachorros le enseñamos un correcto adiestramiento. Si deseas conocer más detalles sobre esta raza pincha aquí.

perros chinos

5. Shar Pei

El nombre de Shar Pei proviene de una palabra china que significa Piel de Arena. Sus orígenes se remontan al año 206 a.C y fue el símbolo que utilizo la dinastía Han durante su reinado. En la antigüedad esta raza era utilizada como perro guardián y para peleas de perros. En los años 50 estuvo a punto de desaparecer a causa del exterminio que el régimen comunista aplicó a las mascotas al considerarlas como símbolos de la burguesía.

Se opina que sus antepasados podrían ser el Mastín Tibetano y el Chow Chow. En la actualidad, existen dos líneas diferentes de la raza; la americana y la tradicional. El Shar Pei americano se diferencia por un menor tamaño, más compacto y unas arrugas más predominantes.

Esta raza es bastante independiente y generalmente tan solo aceptará a un solo dueño. En ocasiones, su personalidad individualista nos recuerda más al carácter de un gato. Cuando son cachorros suelen ser muy inquietos y tienden a destrozar todo aquello que le puedan echarle el “guante”. Ya en la edad adulta, su carácter se vuelve más tranquilo y no suelen presentar ningún problema de socialización. Al igual que todos los perros chinos, son muy testarudos por lo que es conveniente que desde cachorros se les proporcione un buen adiestramiento.

perros chinos

6. Chow Chow

Según los historiadores de la raza, los orígenes del Chow Chow se remontan hace más de 3.000 años. Nos encontramos ante una de las pocas razas de perros antiguas que aún existen en la actualidad. Durante la antigüedad, esta raza fue utilizada como “perro de guerra” en las batallas bélicas que libraba China contra aquellos que pretendían invadirla.

Su nombre procede de la antigua palabra chaou que se utilizaba para mencionar a los grandes comerciantes chinos y cuya mercancía en cantones recibía el nombre de chow chow. Hasta el siglo XVIII no se tuvo constancia de esta raza en occidente. Fueron los mercaderes y marineros de la compañía de las indias orientales quienes lo llevaron a Europa para exhibirlo como un perro exótico.

Aunque el chow chow que la gran mayoría de nosotros conocemos tiene un pelaje espeso y largo, debes saber que también existe otra variedad menos conocida de esta raza con un pelo más corto. Actualmente, nos encontramos ante una mascota de compañía, pero su antiguo instinto de perro guardián no lo ha perdido por lo que tiende a mostrarse algo dominante con sus congéneres y muy desconfiado con los extraños. No obstante, una correcta socialización desde cachorro evitará cualquier problema de conducta durante la edad adulta.

perros chinos7. Crestado Chino 

El crestado chino es una de las 6 razas de perros sin pelo que existen en todo el mundo. Sus orígenes son muy confusos y hay quien piensa que sus antepasados pudieran proceder de África o América Latina y desde esos continentes fueron enviados hacia Asia. Fuera como fuese, los primeros indicios que se tienen de esta raza en China, datan del 206 a.C. durante la dinastía de Han.

Al igual que otras muchas razas de perros chinos, en la antigüedad fueron utilizados como perros guardianes y para la caza. Dentro de la misma raza, nos podemos encontrar con dos tipos de crestado chino; ejemplares que nacen sin pelo o con pelo. Genéticamente son la misma raza, la única diferencia es la presencia de un gen que es la que provoca la calvicie.

La personalidad del crestado chino no difiere demasiado en el carácter que generalmente tienen los perros chinos. Con sus dueños y en el ambiente familiar se muestran cariñosos y juguetones. Son muy inteligentes y les encanta estar siempre aprendiendo cosas nuevas lo que hace que sean bastante fáciles de adiestrar. Con los extraños suele mostrarse bastante distante y su carácter en algunas ocasiones puede ser demasiado independiente. Si deseas obtener más información sobre esta raza pincha aquí.

perros chinos

8. Terrier Tibetano

Como bien dice su nombre, el terrier tibetano procede de las altas montañas del Tíbet. En la antigüedad, dado su carácter afable y su fuerte instinto como centinela, fue rápidamente adoptado por los nómadas para que le acompañara durante sus largas travesías y a la vez protegiera su ganado. Los monjes budistas también tenían en muy buena consideración esta raza ya que según su cultura budista todos los perros de pelo largo son portadores de almas reencarnadas.

Su constitución es más bien mediana, (35 -40 cm) envuelta en un espeso pelaje largo de colores muy variado que van desde el blanco, gris, negro y ceniza hasta el bicolor y tricolor. Su apariencia puede parecer la de un perro desaliñado, pero ello no debe confundirse con un mal cuidado.

Aunque según su estándar oficial, el Terrier Tibetano se encuentra encuadrado dentro de las razas terriers, su personalidad difiere bastante con estas razas. Es un perro muy tranquilo, cariñoso y dócil del que denota su instinto de perro chino que hace que sea bastante independiente y muy desconfiado con los extraños.

perros chinos

9. Chongqing

Nos encontramos ante una de las razas de perros chinos más desconocidas por el mundo occidental. Su descubrimiento a finales del siglo XX es bastante reciente por lo que existen pocos datos contrastados que nos proporcione una información del todo veraz. La primera vez que se pudo observar esta raza fue en la región de Chongqing (de ahí su nombre) que se encuentra en la parte oriental de la provincia de Sichuan.

Existen muy pocos ejemplares, aunque recientemente se fundó en Beijing el centro de cría de perros de Chongqing para la conservación de la raza. En Europa, tan solo se tiene la constancia de un ejemplar en Croacia, siendo inexistente en los demás países. Es un perro de tamaño mediano con una altura a la cruz entre los 35 a 50 centímetros y un peso que oscila entre los 20 a 30 kg. Su pelaje es muy fino de un color marrón-caoba del que destaca una cola en forma de bambú negra y una lengua negra o azulada (como el Chow-Chow o el Shar pei)

Debido a que hasta hace bien poco esta raza era utilizada como perro guardián y para la caza, no es aconsejable para aquellas personas que no tengan unos conocimientos básicos sobre la socialización de los perros. Su marcado instinto de supervivencia en manos inexpertas puede provocar conductas indeseables durante la edad adulta que pueden ser muy difíciles de corregir.

perros chinos

10. Mastín Tibetano

Por último, nos encontramos con el coloso de las razas de perros chinos que es el Mastín Tibetano o también conocido como el Dogo del Tíbet. Sus orígenes se remontan hace casi 4.000 años en las lejanas montañas de la cordillera Himalaya. En la antigüedad, esta raza fue utilizada como perro de pastoreo y para proteger los templos de los monjes tibetanos.

La constitución del mastín tibetano no puede dejar a nadie indiferente por su majestuosidad. Una peculiaridad en su complexión, es que es más largo que alto por lo que si se apoyase solo en sus extremidades traseras tendría más envergadura que una persona de estatura media. Su cabeza es descomunal con relación a su cuerpo que se encuentra envuelto en un espeso pelaje de una gran variedad de colores como pueden ser el negro, pelirrojo, marrón o dorado. Generalmente su estatura a la cruz oscila entre los 61- 66 cm y un peso entre los 60-70 kg.

Debido a que su tamaño puede intimidar, no es un perro aconsejable para las personas que son inexpertas en el mundo de la cinología . Es importante que desde cachorro pueda recibir un correcto adiestramiento para evitar que durante la edad adulta pueda mostrar algún comportamiento no deseado. Dado su gran instinto de protección hacia la familia es perfecto como perro guardián, aunque en ciertos momentos pueda mostrarse demasiado independiente y no acepte de buen grado las ordenes de su dueño.

Como curiosidad, recientemente esta raza se ha puesto muy en auge debido a que un magnate inmobiliario chino ha llegado a pagar la friolera de 2 millones de euros por un ejemplar, pasando a ser el perro más caro del mundo.

perros chinos

Hasta aquí las razas de perros chinos, tan solo nos queda darte las gracias por consultar nuestra web y si opinas que la información te ha parecido útil, tan solo pedirle un pequeño favor y es que compartas el artículo en las redes sociales. Un pequeño gesto tuyo para nosotros significa una gran recompensa. Muchas gracias 😉

Si te ha parecido interesante el artículo sobre las 10 razas de perros chinos, te recomendamos también que conozcas las 10 razas de perros japoneses.

loading…


Leave a Reply

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.